Nanas y canciones de cuna

Las canciones de cuna son parte de las tradiciones que aparecen en América. Tienen sus orígenes en el cancionero español popular y fueron transmitiéndose oralmente de generación a generación

Se cantan en voz baja o susurrando, y sirven para ayudar a calmar y hacer dormir a los niños.

La mayoría de ellas se refieren al Niño Jesús y tienen un origen católico.

Duérmete mi niño

Duérmete, mi niño
Duérmete, mi sol,
Duérmete, pedazo
de mi corazón.
San José y la Virgen
y Santa Isabel
Andan por las calles
de Jerusalén,
preguntando a todos
por el niño Dios
y todos responden
que saben de él.

ESTE NENE LINDO

Este nene lindo
se quiere dormir,
y el pícaro sueño
no quiere venir.

Este nene lindo
que nació de noche,
quiere que lo lleven
a pasear en coche.

ARRORRÓ

Arro rró mi niño
arro rro mi amor
arro rro pedazo
de mi corazón
Este niño lindo
que nació de día
quiere que lo lleven
a la dulcería
Duérmete mi niño
duérmete mi amor
duérmete pedazo
de mi corazón
Este niño lindo
que nació de noche
quiere que lo lleven
a pasear en coche.
Duérmete mi niño
duérmete mi amor
duérmete pedazo
de mi corazón

SEÑORA SANTA ANA

- Señora Santa Ana,
¿Qué dicen de vos?
-Que soy soberana
abuela de Dios.
- Señora Santa Ana,
¿ por qué llora el niño?
- Por una manzana
que se le ha perdido
debajo la cama.
- Vamos a mi quinta,
yo te daré dos:
una para el Niño
y otra para vos,
Señor San José,
Alférez mayor,
Bate la bandera,
que pase el Señor
- Señora Santa Ana,
toque la campana,
¿ por qué llora el Niño?
- Por una manzana
que se le ha caído
debajo la cama.
- Vamos a mi cuarto.
Yo le daré dos:
una para el Niño
y otra para vos.

DUÉRMETE MI NIÑO

Duérmete, mi niño,
que tengo que hacer,
lavarte la ropa,
ponerme a coser.

A la nana, nana, nana,
a la nanita de aquel
que llevó el caballo al agua
y lo dejó sin beber.

El cielo está oscuro,
ya salió la luna,
mi niño feliz,
dormido en su cuna.
eaaaa, eaaaa, la eaaaa

Este niño chiquito,
no tiene cuna,
los brazos de su madre,
le hacen una.

Duérmete mi niño,
duérmete lucero
sabes que te acuno,
sabes que te quiero.

Mi niño es tan guapo
que le envidia el sol,
su madre lo lava
con agua y jabon,
le viste con sedas
parece una flor,
sonrie feliz
es todo un amor.

Duérmete tranquilo,
velaré tu sueño,
y cuando despiertes,
te daré mil besos.

ARRORRÓ MI NIÑO

Arrorró mi niño,
arrorró mi sol,
arrorró pedazo,
de mi corazón.

Este niño lindo
ya quiere dormir;
háganle la cuna
de rosa y jazmín.

Háganle la cama
en el toronjil,
y en la cabecera
pónganle un jazmín
que con su fragancia
me lo haga dormir.

Arrorró mi niño,
arrorró mi sol,
arrorró pedazo,
de mi corazón.

Esta leche linda
que le traigo aquí,
es para este niño
que se va a dormir.

Arrorró mi niño,
arrorró mi sol,
arrorró pedazo,
de mi corazón.

Este lindo niño
se quiere dormir…
cierra los ojitos
y los vuelve a abrir.

Arrorró mi niño,
arrorró mi sol,
duérmase pedazo,
de mi corazón.

LA LOBA

La loba
la loba
le compró al lobito
un calzón de seda
y un gorro bonito.
La loba
la loba
vendrá por aquí
si este niño lindo
no quiere dormir

SEÑORA SANTA ANA

Señora Santa Ana
¿Por qué llora el niño?
-Por una manzana
que se le ha perdido.
- ven a mi casa
yo te daré dos,
una para el niño
y otra para vos.

NANA

Duérmete niño,
mi niño bueno,
que papá Dios te cuida
desde los cielos.
Las mariposas
cierran sus alas,
se arropan con luceros
bajo las palmas.
Cierra los ojos,
que yo te canto
mientras velo tu sueño,
cesa tu llanto.
Duerme mi vida
duerme tranquilo,
que la avecita dulce
ya está en su nido.
Ya estás dormido,
sigo cantando
a este niño del alma
que quiero tanto.

(Andrés Díaz Marrero)

¿Qué primero un cuento?

Pues sí, niño, sí;
Había una vez
en cierto país
mucho que lavar,
mucho que planchar,
mucho que zurcir…
Por suerte los niños
dormían allí…
¿Y usted, dígame?
¿No piensa dormir?
¡Oh, quiere un besito!
¡Uno, y cien, y mil!
Pero, ¡a ver si ahora
se duerme por fin!
Que su madre vive
en aquel país
y la pobre tiene
mucho que lavar
mucho que planchar,
mucho que zurcir…

Germán Berdiales

“Jugarretas de la nube y de la estrella”

Una estrellita corrió por el cielo y enganchó a una nube panzona
le propuso: juguemos, juguemos, que la luna ya asoma, ya asoma.
La estrellita y la nube corrieron, entre luces y tules jugaron
y fue tanto el bochinche en el cielo, que enojado despertó el lucero.
Se asomó a la noche estrellada, se quejó a Doña Luna muy clara,
rezongando se volvió a su espacio, a soñar con las luces del alba.
Mamá Luna llamó a la estrellita, y también a la nube panzona,
y les dio en penitencia a sus bromas, consolar a los niños que lloran.

Zulma Nicolini Rollano  (ARGENTINA)

Señora Luna A donde vas?
Todas las noches te veo pasar
Por esos mundos donde tu vas,
Qué bellas cosas aprenderas.
Señora Luna quieres venir?
Dame la mano para subir
Por nubecitas quiero pasear
Con las estrellas quero jugar.

Rodrigo Murguía Flores
Yucatán (MÉXICO)

AL NIÑO BONITO

Al niño bonito
¿Qué le daré?
Un conejito
que ayer pillé
es muy mansito,
no sabe morder.
Aquí se lo traigo,
para que juegue
con su merced.
Este niño lindo,
no quiere dormir,
cierra los ojitos,
y los vuelve a abrir

Dimas Gómez
(Uruguay – Brasil)

Todos los patitos se fueron a bañar
El  más chiquitito  se quiso quedar
La madre enojada le quiso pegar,
Y el pobre patito se puso a llorar.

Dimas Gómez
(Uruguay – Brasil)

“Las estrellitas del cielo
cuéntalas de dos en dos
y si muchas te parecen
mucho más ¡ TE QUIERO YO!”

“Aunque me veas caído
nunca me des con el pie
soy arbolito viejo
pero puedo reverdecer”

“Mi marido fue a una isla
y me trajo un parajito.

Las alas y el pico verde
AY…..!!!
Si Usted viera
¡¡¡QUÉ BONITO!!!

Susana Máspoli – docente-

Duérmete niño mío
luz de mis ojos
Duérmete Ángel mío
corazón santo
Mira las estrellitas
repiqueteando.
Duerme Ángel mío
mi niño precioso.

Ing. Adrián Jacobo Guevara Pérez

Artículos relacionados

Enlaces relacionados

Esta entrada fue publicada en Tradición oral. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Nanas y canciones de cuna

  1. Pingback: Duermete ino | Johannashope